Audi 2.0 Turbo FSI de 211 caballos mejor motor del año en su categoria

Audi-20-Turbo-FSI-de-211-caballosPor quinto año consecutivo el motor turbo de inyección directa de gasolina 2.0T FSI de Audi ha sido nombrado ‘Motor del Año’ en la categoría de 1.8 a 2.0 litros.

Resultados

  1. Audi 2.0 Turbo FSI de 211 caballos (Audi A4, A5 y Q5), 220  puntos
  2. BMW Diesel 2.0Twin Turbo (123d), 190 puntos
  3. Audi 2.0 Turbo FSI de 200 caballos (Audi A3, A6 y TT), 98 puntos
  4. Mercedes-Benz 1.8-litre BlueEfficiency (E-Class), 96 Puntos
  5. Honda 2-litre four-cylinder (S2000) , 92 Puntos
  6. Subaru Diesel 2-litre (Impreza, Outlook, Forester), 91 Puntos

Algunas de las características que más llamaron la atención de este motor fueron su poder de arrastre, la eficiencia en el consumo de combustible y el excelente manejo que ofrece.

El jurado de los reconocidos premios que entrega cada año el conglomerado inglés UKIP Media & Events Automotive Magazines, esta vez estaba integrado por 64 reconocidos periodistas especializados de más de 30 países que hicieron el reconocimiento en una ceremonia que se llevó a cabo en la Exposición de Motores que por estos días se realiza en Stuttgart (Alemania).

Inicialmente ofrecido para el Audi A3 Sportback que se vende en América Latina y el Caribe, hoy en día este motor también está disponible para el nuevo SUV compacto Audi Q5 el coupé Audi A5, los deportivos Audi TT Coupé y Roadster, el Audi A3 de tres puertas y el Audi A4 que se vende en la región, así como para el Audi A6 (versión no disponible en Latinoamérica).

El motor tiene un rango de potencia que va desde los 170 caballos hasta los 272. Con este caballaje, el 2.0T FSI y la caja de cambios de doble embrague S tronic, el Audi TTS es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en tan sólo 5,2 segundos.

El nuevo motor TFSI de dos litros incorpora el nuevo Audi valvelift system (AVS), que gestiona de forma variable la alzada de las válvulas en dos niveles y actúa sobre las válvulas de escape. En combinación con el árbol de levas de admisión regulable en 60 grados, el sistema mejora el cambio de la carga y aumenta la fuerza de arrastre.

El conductor percibe el sistema AVS como una tecnología capaz de proporcionar un gran placer de conducción, ya que garantiza un establecimiento espontáneo y dinámico del par.

En el Audi A4, por ejemplo, el  2.0T FSI genera 211 caballos de potencia y alcanza su torque máximo de 350 Nm a una velocidad del motor de apenas 1.500 rpm –un dato que impresionó mucho a los jurados.

El amplio rango del torque permite un muy eficiente y económico estilo de conducción. Sólo con mínima presión sobre el pedal del acelerador se logra gran potencia y velocidad.

Audi fue la primera casa automotriz en combinar la tecnología de inyección directa de gasolina (FSI) con turbocargadores en los autos de serie.

La exitosa historia del 2.0T FSI comenzó a mediados de 2004, cuando debutó en el Audi A3 Sportback. Desde ese entonces no sólo ha sido elegido ‘Motor del Año’ en cinco ocasiones consecutivas sino que ha sido el motor preferido por 1,3 millones de clientes en todo el mundo.

El motor 2.0T FSI también es utilizado en otros modelos del Grupo Volkswagen, del cual también hacen parte la marca del mismo nombre, Lamborghini, Bentley, Bugatti, Skoda, Seat, Scania y VW Vehículos Comerciales.

caafeguaguau 30 aos